Apostamos por llevar las actividades allá donde están los amigos de la cultura judía. Por eso nos gustan las giras: son itinerarios culturales que nos permiten llevar una misma actividad a varias ciudades de la red Tarbut Sefarad.

Miquel Segura

Miquel Segura y 'Raíces chuetas, alas judías' arrasan en Sevilla

Crónica de MIQUEL SEGURA. 6/11/2008.
Incluso el presidente Chaves “quiso” estar cerca del escritor mallorquín en su lucida presentación hispalense.
La amplia biblioteca de la Fundación Tres Culturas, situada en el pabellón de Marruecos de la Isla de la Cartuja, resultó insuficiente para albergar el numeroso público que se dio cita allí en la noche del martes, cuatro de noviembre, para asistir a la presentación del libro de Miquel Segura Raíces chuetas, alas judías.


Abrió el acto el director de la citada fundación con una pródiga intervención en la que se refirió a los problemas de identidad y a la forma como éstos afectan a las personas. Seguidamente pasó a presentar al escritor mallorquín, que ya era conocido por muchos de los presentes en el improvisado salón de actos.

Miquel Segura se vio obligado a reducir de manera notable su disertación debido a que el acto debía finalizar, obligatoriamente, a las 20’15. El motivo de tan estricto horario era la anunciada presencia en el pabellón del presidente Chaves, acompañado de un alto dignatario marroquí.

Esta circunstancia fue lamentada por muchos de los asistentes a la presentación porque se quedaron, según expresión de algunos, “con la miel en los labios”. Con todo, Segura supo “comprimir” su mensaje de manera que éste calara en el nutrido auditorio. Como en todas las demás presentaciones de su gira por Sefarad, Miquel Segura quiso situar el fenómeno chueta en su contexto histórico para después, pasar a la narración de sus vivencias personales, su intenso periplo desde las profundas raíces chuetas a su actual deseo de ser reconocido como parte integrante del Pueblo Judío.

Pese al apretado horario no faltaron algunas preguntas, algunas de las cuales pusieron de manifiesto el gran conocimiento que determinados asistentes tenían de la cultura judía. El acto, calificado de “brillante” por el personal responsable de la Fundación Tres Culturas, finalizó de manera un tanto apresurada: el presidente andaluz esperaba a sus invitados a la puerta del pabellón y presentador y público tuvieron que salir por la puerta de atrás. Alguno de los amigos sevillanos de Miquel Segura comentó con sorna que el escritor “no puede estar lejos del poder”.